Modern Cyber warfare 2011: Satélites americanos sufrieron ataques informáticos

A pesar que por el titular pueda parecer que últimamente estemos jugando demasiado a las más recientes versiones del Battlefield  o del Modern Warfare, la noticia que vamos a comentar en esta ocasión se trata de un hecho real que ha salido a la luz en los últimso días. Si hace poco comentábamos en este mismo blog el notable incremento de casos de espionaje y ataques sufridos por empresas y gobiernos, en esta ocasión vemos como estos ataques se llevan a cabo incluso fuera de la atmosfera terrestre.

Según los datos proporcionados por Bloomberg BusinessWeek, un informe de una comisión del congreso de los Estados Unidos que se publicará en breve, se ha probado el ataque informático a dos satélites en 2007 y 2008. Los satélites que sufrieron estos ataques tiene carácter civil y están destinados a la observación terreno y el clima. Obviamente, dudamos que, si hubiesen sido satélites con propósitos militares pudiéramos dar esta noticia.

Ambos satélites estaba operados desde la estación de control ubicada en Svalbard, Noruega, y muy probablemente la conexión de la misma a Internet haya sido la puerta de entrada para realizar estos ataques. A partir de aquí todo son conjeturas para intentar averiguar quien está detrás, aunque, como en la mayoría de ocasiones, el principal sospechoso es China.

No obstante, también hay que contemplar otras posibilidades, como la de que un atacante solitario haya decidido probar sus conocimientos de hacking sobre estos dos satélites. Tendemos a sospechar de gobiernos cuando los ataques se producen a esta escala pero no debemos olvidar que las unidades de ciberguerra están formadas por personas con conocimientos similares a los que un investigador independiente pueda tener. Incluso en muchas ocasiones, y pese a contar con menos recursos,  los  ciberatacantes solitarios pueden llegar más allá al no tener que responder  ante nadie.

Como observamos y venimos comentando en el laboratorio de ESET en Ontinet.com desde hace tiempo, lo que antes nos parecía cosa de ciencia ficción y que solo veíamos en las películas se está convirtiendo en una práctica habitual, sobre todo desde que el gusano Stuxnet salió a la luz y la opinión pública tuvo conciencia de este tipo de amenazas orientadas a atacar infraestructuras críticas y conseguir información clasificada de gobiernos y empresas.

Josep Albors

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acerca de las cookies en este sitio

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y obtener información estadística. Para poder seguir navegando pulsa en "Sí, estoy de acuerdo". Podrás retirar este consentimiento en cualquier momento a través de las funciones de tu navegador. Ver nuestra política de cookies..