Vuelven a detectarse correos que amenazan con divulgar un supuesto video de los receptores de estos emails consumiendo contenido pornográfico.